Guía para reclamar facturas impagadas

Tener que reclamar facturas no es lo ideal, pero es un proceso sencillo con una probabilidad de éxito muy alta. Para que un abogado especializado en este tipo de reclamaciones pueda asesorarte en esta, puedes escribirnos directamente online. Así te podremos ayudar desde el primer momento a que el dinero que se te debe vuelva a ti. Para que tengas más información, a continuación te explicaremos el proceso para reclamar facturas impagadas.

¿Cuándo vence una factura?

Si no se especifica nada, la factura vence a los 30 días naturales desde que el cliente recibió el producto o el servicio. En el caso de que pactéis otro, ese será el plazo. Una vez haya transcurrido ese plazo sin que tu cliente te haya pagado podrás exigir el pago de la deuda.

¿Cómo reclamar facturas impagadas?

Son muchos los casos en los que el cliente no te pagará y varios los pasos que debes seguir para intentar que lo haga.

Ante todo, lo importante es que recuerdes desde un principio que sigues hablando con un cliente. La manera en la que abordes este problema será decisiva a la hora de poder seguir haciendo negocios con él, así que, aunque tienes derecho a reclamar, intenta poner todos los hechos en contexto.

Existen ocasiones en las que el cliente no te pagará porque simplemente no tiene los fondos suficientes en ese momento o porque retrasa el pago para afrontar otras deudas. En la mayoría de los casos el impago de la deuda no se da como acto de mala fe y eso debe ser tenido en cuenta. No significa esto que la persona en concreto no haya incurrido en un incumplimiento del acuerdo, pero lo ideal es buscar una solución cordial.

Primeras reclamaciones extrajudiciales cordiales

A pesar de que no exista una ley que lo regule tal cual, se aconseja acercarse al cliente de manera amistosa, evitando tener que ir a juicio. Lo ideal es intentar agotar la vía extrajudicial. Lo más aconsejable es enviar algún recordatorio de las facturas impagadas al cliente. Estos recordatorios deberían ser puramente informativos y cordiales, haciendo constar en ellos toda la información relevante (fechas, copias de la factura impagada…). Pueden enviarse por correo electrónico, correo postal o burofax. Incluso puede hacerse alguna llamada telefónica.

En todas estas comunicaciones debe constar el incumplimiento del deudor de su obligación. Podrá preguntarse los motivos y facilitar fechas o medios alternativos para realizar el pago.

Es muy importante que antes de enviar el primer recordatorio compruebes al dedillo cada dato de la factura. Revisa bien la fecha y los importes. Asegúrate de que los datos del cliente son correctos. Antes de dar el primer paso, confirma que todos los datos son correctos, ya que podrán suponer un gran problema en caso de no serlo.

Vía notarial para reclamar facturas

Podrá reclamarse la factura por vía notarial, independientemente de su cuantía u origen. La solicitud deberás hacerla ante el Notario del domicilio o residencia habitual del deudor o del lugar donde se pueda requerir el pago.

Se le dará al deudor un plazo de 20 días para pagar. Si se opone, habrá que acudir a la vía judicial que a continuación se detallará. Si no se presenta, no paga y no se opone, se podrá iniciar un procedimiento ejecutivo.

Vía judicial para reclamar facturas

Procedimiento monitorio

En el caso de que las reclamaciones que tú mismo has enviado de manera cordial no hayan dado sus frutos, podrás acceder al procedimiento monitorio. Este procedimiento se encuentra regulado en la modificación de la Ley de Enjuiciamiento Civil (Ley 4/2011). Es un procedimiento judicial sencillo que supone una vía rápida de reclamación de deudas. Para poder acceder a ella deberás cumplir determinados requisitos como, por ejemplo, que las reclamaciones sean de carácter económico.

El proceso se iniciará cuando interpongas un escrito pidiendo este procedimiento monitorio ante el Juzgado que corresponda. Una vez iniciado, el deudor tendrá un plazo de 20 días para pagar.

En el caso de que el deudor no pague o no aparezca, podrás instar la ejecución.

También puede el deudor presentar una oposición a la deuda. En esta situación, deberéis resolver el asunto en un juicio.

Otras vías judiciales

En el caso de que las vías anteriores fracasen, o si no has querido recurrir a ellas por no verlas viables, existen otros tipos de procedimientos judiciales: declarativo (verbal u ordinario) o cambiario. La vía necesaria en el caso concreto dependerá de rasgos de la factura y, especialmente, la cuantía concreta.

¿Puedes recuperar el IVA de una factura impagada?

En el caso de que el cliente no te haya pagado una factura pero tú ya hayas ingresado el IVA a Hacienda, tendrás derecho a recuperar ese dinero aportado y no cobrado. Para hacerlo, se tendrán que cumplir los siguientes requisitos:

  • Tu cliente debe ser autónomo o empresa.
  • La operación deberá estar contabilizada y el IVA liquidado.
  • La factura tiene que haber sido reclamada a través del proceso monitorio.
  • A los 6 meses, deberás emitir una factura rectificativa en no más de 3 meses.

Los plazos podrán variar si el deudor está sumido en un concurso de acreedores.

Esta factura rectificativa debe seguir una serie numérica distinta del resto de facturas y deberá ser incluida en el modelo de IVA correspondiente al trimestre en el que la has emitido.

Tras esta reclamación y emisión de factura, dispondrás de un mes para informar a la Agencia Tributaria y enviar una copia de la factura rectificativa a tu deudor.

Esperamos que este artículo te haya sido de ayuda para saber un poco más sobre las vías que tienes a tu disposición para poder reclamar esas facturas impagadas. Recuerda que la vía más fácil siempre es la más amigable.

Sin embargo, el hecho de que sea cordial no quiere decir que no deba ser profesional. De hecho, debe serlo y cuidar al máximo cada detalle. Un número fuera de sitio puede tirar por tierra toda la reclamación. Por ello, es aconsejable que estés bien asesorado desde el primer momento. Aquí te ayudaremos a reclamar cualquier deuda pendiente. Contrata los servicios de abogados especialistas directamente online con un simple click.

¡Rellena este formulario si necesitas un abogado!


Contacto

Correo electrónico: info@nevvo.es

Legal

Sitio web desarrollado por Lexterna con ImpulseTech